La provincia intensifica los controles en el transporte interurbano de pasajeros

El personal de fiscalización de la Subsecretaría de Transporte, dependiente del Ministerio de Infraestructura y Transporte, intensifica los controles en distintas terminales, paradores y rutas de la provincia de Santa Fe.

En ese marco, el subsecretario de Transporte, Héctor Zanda, participa de los operativos con el objetivo de dialogar con choferes y usuarios para recoger inquietudes, sugerencias y reclamos que permitan testear el estado actual del servicio, como también analizar posibles mejoras del sistema.

Este viernes, en la Terminal de Ómnibus de Rosario, Zanda indicó que “estamos desarrollando sistemas informáticos, incorporando tecnología y comunicación para agilizar el control de frecuencias y horarios de los diversos servicios, como así también focalizar la labor del inspector en la revisión de las unidades”.

INSPECCIONES
Durante 2016, en la zona sur de la provincia se realizaron más de 18.200 inspecciones, es decir 23% más en relación a 2015, y el objetivo es incrementarlas hasta un 30% durante el corriente año.

En tanto, el pasado mes de abril se restituyeron los servicios y se presentaron las nuevas frecuencias y recorridos que mantendrán las unidades que circulan por los corredores Nº 9 y 33, optimizando así la conectividad del sur provincial.

MEDIDAS Y PROPUESTAS
El 14 de marzo de este año, el gobernador Miguel Lifschitz presentó una serie de medidas a corto y mediano plazo, tendientes a mejorar el transporte púbico interurbano de pasajero de la provincia.

La anuncios incluyeron, entre otros puntos, el llamado a concurso para cubrir los servicios de las rutas 9 y 33 -ya adjudicado el servicio a la UTE formada por America S.R.L.-Azul S.A.T.A., conformándose así la línea 33/9-; créditos para la renovación de unidades; aumento de los controles; monitoreo por GPS; y una nueva ley de Transporte.

Te puede interesar