La comparsa de Juan Filloy, de España a Casilda

Música 22 de junio Por
La Compañía de Teatro “La Pajarita de Papel” nace en Madrid, España, y desde allí comenzó una gira que la trajo a la Argentina, y en ese andar por nuestro país, llegará a Casilda el próximo 7 de julio, a las 21 horas, para presentar “La Comparsa” de Juan Filloy en Teatro Dante.
LA COMPARSA
La comparsa, sinónimo de comitiva, séquito, desfile, procesión, etc., se asocia a una cantidad importante de participantes; este no es el caso: solo dos personajes. Eso sí, cargados de pasado y, como dice uno de ellos: aquí estamos, con las ilusiones echas un montón de escombros, pero vivos…

La dramaturgia en que se basa La comparsa textos de Juan Filloy, está asentada sobre todo en la agilidad de los diálogos y en las sencillas pero eficaces escenas que se asientan sobre una estructura dramática indudablemente poética.

Coherente con las intenciones de Juan Filloy, de mostrar casos existenciales en situaciones de crisis personales y sociales, en La
comparsa de la vida vemos como se mueven estos personajes que están al margen de la sociedad pero que encarnan un ideal de vida guiado por la libertad y el humor, aunque rozando más de una vez la locura y la muerte.

En La comparsa los elementos simbólicos juegan un papel importante y se recurre a ellos para transitar una realidad profunda que desnuda hipocresías en un mundo mecanizado, racional, robótico.

Frente a toda esa violencia, los personajes de La comparsa contraponen de manera permanente una exaltación libertaria, un vitalismo
incalculable, la rebeldía, un humor corrosivo.

Los textos de Juan Filloy que se han escogido para La comparsa, son apenas una pequeña muestra de la obra inmensa de este escritor que no dejó de confiar nunca en un orden mágico de la realidad más cercana, con una mezcla de ilusión y desengaño.

Podría decirse que en La comparsa, como en casi toda la obra literaria de Juan Filloy, se entrecruzan dos líneas que transforman y que en
apariencia disimulan las grietas entre las discusiones que a veces mantiene los dos personajes.

Uno de los dos personajes es consciente de su propia condición así como de sus limitaciones para seguir adelante, mientras que el otro personaje con su tendencia a hacer de su vida un territorio de libertad, lo arrastra hasta el próximo día.


Juan Filloy nació el 1° de agosto de 1894 en la ciudad de Córdoba, siendo el segundo hijo de Benito Filloy, un campesino español de
Pontevedra, Galicia, y de Dominique Grange, una campesina francesa natural de Toulouse, que se ganaba la vida como curandera y lavandera.

En 1913 se desempeño como bibliotecario Ad-honorem de la biblioteca Popular Vélez Sarsfield ( fundada el 11 de mayo de 1909), ubicada en el mismo barrio General Paz de su infancia y adolescencia; al año siguiente ocupó el cargo de secretario de la entidad.

Fue socio fundador del club Talleres de Córdoba. En 1918 tuvo una papel muy activo en la Reforma Universitaria. En esa época se ganaba la vida como dibujante de caricaturas.

Fue miembro de la Federación Argentina de Boxeo y arbitró algunos combates de Luis Ángel Firpo, un mítico boxeador argentino.

En 1920, recién graduado en Derecho en la Universidad Nacional de Córdoba se trasladó a Río Cuarto, ciudad en la que residiría durante
sesenta y cuatro años. En su ciudad adoptiva fue uno de los fundadores del Museo de Bellas Artes de Río Cuarto y del Golf Club (deporte que nunca practicó). Durante sesenta años fue colaborador del diario El Pueblo de Río Cuarto, en el que escribía una columna diaria con
comentarios de actualidad, crítica literaria o teatral.

Publicó su primera obra, Periplo, crónicas de un viaje de dos meses en los que recorrió toda la costa del Mediterráneo, en 1930. Durante los nueve años siguientes publicó otros seis libros, incluyendo tres novelas (¡Estafen!, Op Oloop y Caterva), un poemario (Balumba), una suerte de geografía poética de la Argentina (Aquende) y un volumen de prosas poéticas (Finesse), todos en ediciones de autor de poco alcance, para después dejar de publicar durante casi tres décadas, durante las cuales se desempeñó como juez, si bien nunca dejó de escribir.

Cumpliendo su deseo de ser «un hombre de tres siglos», falleció mientras dormía la siesta el 15 de julio de 2000, a pocas semanas de cumplir 106 años. A su velatorio asistieron las principales personalidades de la cultura de Córdoba, y fue sepultado en el cementerio San Jerónimo de la capital provincial.

A finales de ese año, la biblioteca de la Universidad de Río Cuarto fue bautizada con su nombre.

A lo largo de su extensa obra como escritor recibió numerosos reconocimientos, entre los cuales se pueden destacar: Gran Premio de
Honor de la SADE (1971), miembro de la Academia Argentina de Letras (1980); Doctor Honoris Causa por la Universidad Nacional de Río Cuarto (1989); Caballero de la orden de las Artes y de Las Letras de Francia (1990); Premio Fondo Nacional de las Artes (1993), etc.

El diario La Nación de Buenos Aires, del que fue columnista durante años, lo propuso como candidato al Premio Nobel de Literatura.

La compañía de Teatro

La Pajarita de Papel compañía de teatro inicia su andadura en Madrid en 1983. Desde entonces viene realizando una labor de investigación y creación teatral basadas en el entendimiento del teatro como un arte total en el que todas las disciplinas necesarias para la puesta en escena se unen en un todo indivisible, que partiendo del texto y teniendo como base esencial el arte del actor, se imbrican unas en otras, apoyándose e incentivándose al mismo tiempo en el proceso creador.

Esto ha hecho que a lo largo de este proceso que dura ya casi treinta y cinco años, La Pajarita de Papel haya generado, no solo un equipo de actores y actrices indispensable para un proyecto de estas características, sino también un taller estable en el diseño y realización del toda el área plástica de los montajes: escenografía, atrezo, vestuario, iluminación, títeres y marionetas, etc.

La Pajarita de Papel ha representado textos de: Federico García Lorca, Eusebio Calonge, Agota Kristof, Sylvia Plath, Julio Cortázar, Bertolt
Brecht, Djuna Barnes, Marguerite Duras, Antón Chéjov, William Shakespeare, August Strindberg, Samuel Beckett, Eugène Ionesco, Harold Pinter, Alejandra Pizarnik, Roberto Arlt, León Bloy, Jean Genet, Harold PInter, etc.

La Pajarita de Papel ha participado en Festivales Internacionales de Teatro en España, Europa, África y América Latina.

Te puede interesar