Control de alcoholemia

Seguridad Vial 05/05/2013
En la mañana de este domingo se realizaron los tradicionales controles de alcoholemia en la intersección de 9 de Julio y Ruta 33. Dos conductores alcoholizados, un vehículo secuestrado y un joven golpeado a la salida del local nocturno fue el resumen de la jornada. Este es el informe que emite la Agrupación Prohibido Olvidar:


Siendo las 7 de la mañana, ( hora elegida por la agencia provincial de seg. Vial), comenzaron los controles en ruta 33 y bv. 9 de julio. A cargo del operativo estuvo la Comisario Karina Rodriguez de la Policía Vial con 2 efectivos. Además participaron 2 controladores y un médico de la Agencia Provincial de Seguridad Vial, dos inspectores de Tránsito de la Municipalidad de Casilda con Oscar Tolentino y miembros de Prohibido Olvidar.

Después de varios meses de ausencia, participó personal de la Unidad Regional IV, con Comando Radioeléctrico, que había trabajado toda la noche y realizaron el cambio de guardia en el lugar de los controles , quedando los agentes Mariano Aarón y Emanuel Fiordelmundo, cuyas participaciones fueron excelentes en cuanto a contención de las personas alcoholizadas, cuidado de las mismas, y el control que realizaban de los vehículos, como así también la observación permanente del entorno en el que se realizó el operativo, con muchísimo respeto y tratando de colaborar en lo que pudieran.

Se realizaron 169 controles obteniéndose estos resultados:
Un Peugeot 206, patente APB 225, con exceso de pasajeros,
Y dos alcoholizados: un Ford negro, patente: LOQ 417 y un Peugeot plateado, patente: ELU 382, que fue remitido en resguardo a la UR IV debido al gran porcentaje de alcohol que tenían los ocupantes.

Debemos agradecer la presencia de la ambulancia de ECAS, que se hizo presente para trasladar a un joven que había sido agredido a la salida del local nocturno, y presentaba diversos cortes en el rostro, llevándolo enseguida para darle los primeros auxilios.

Te puede interesar