El duelo menos pensado

Interés General 26 de mayo Por
La posible y sorpresiva llegada de una cadena de venta de indumentaria deportiva a instalarse a la ciudad de Casilda, desató un duelo entre un comerciante del rubro y el Presidente del Concejo. La batalla comenzó en un periódico local con la solicitada del comerciante que tildaba al concejal como traidor. Una semana después apareció la respuesta del Concejal.


La solicitada publicada en el periódico local La Vidriera del 16 de mayo, firmada por Ricardo Pozzi, titular del comercio de ropa deportiva “Centro del Deporte” y Presidente de la Liga Casildense de Fútbol, decía:

La traición del Concejal

He tomado conocimiento que Roberto Meli ha tratado de “convencer” a periodistas locales que les podía conseguir un sponsor publicitario para sus programas de una empresa comercial rosarina que es competencia de Centro del Deporte y otros negocios de Casilda. Es notable cómo un personaje de esta localidad atenta contra comercios locales que contribuyen con sus impuestos al pago de los sueldos que cobra en nuestro Municipio en favor de una competencia foránea. El Sr. Roberto Meli, Pte. de nuestro Concejo Deliberante, un Concejo que se supone casildense, trata de emprender contra sus contribuyentes de años, y Centro del Deporte, casildense desde su primer día, que invierte en el desarrollo de sus edificios con mano de obra local, que emplea personal de la localidad, que siempre ha tratado de satisfacer las necesidades de sus clientes sesiente insólitamente desprotegido por su actitud cuando debiera ser todo lo contrario.

Obviamente, Sr. Meli, ud. no ha llegado al Concejo por mi voto, pero le aconsejo manejarse con la bonhomía y hombría de bien de muchos de los funcionarios que lo rodean, que tienen códigos personales, que nunca harían lo que ud. pretende, porque ud. es un TRAIDOR a los intereses de los casildenses. Ud. se autotitularía un buen vecino?, Ud. NO puede ocupar el lugar que ocupa.

También debería aprender de los periodistas a quienes trató infructuosamente de convencer, que le demuestran, para que aprenda, que tienen principios que respetan, a diferencia de lo que es su forma de conducirse y actuar.

11 de mayo de 2014
Ricardo Pozzi
DNI 6.134.922.

La respuesta del Presidente del Concejo no se hizo esperar, y en la edición siguiente del mismo periódico, publicó la siguiente solicitada.

Respondiéndole al Sr. Ricardo Pozzi

Ante el desconcierto de la publicación del día 16 de mayo en el periódico local La Vidriera (Zonal), en su pág. 3, donde el Sr. Ricardo Pozzi, titular de Centro del Deporte y Presidente de la Liga Casildense de Fútbol, con su firma y número de documento, manifiesta en una solicitada titulada “La Traición del Concejal”, dichos injuriantes sobre mi persona, me veo en la obligación pública de responder.

Asimismo, antes de ello, le comunico por este medio que mi Asesor Legal ya está trabajando sobre el particular, hecho que no voy a dejar pasar por alto, ya que Ud. Sr. no puede, libremente herir, el honor y buen nombre de las personas, entre ellos el mío.

Al Sr. Pozzi le informo que a lo largo de mi vida, siempre tuve la vocación y el compromiso con mis vecinos, estando sobre sus problemas y buscando soluciones. Tuve el alto honor de haber sido elegido democráticamente dos veces Concejal y que mis pares me hayan votado, por tres períodos consecutivos, para ser el titular del cuerpo de representantes de la ciudad.

Le aclaro esto último, por si Ud. no lo sabe, que la confianza pública es mi máximo capital, y Ud. Sr., al decirme afirmando, “traidor a los intereses de los casildenses”, ataca de manera injuriosa ese bien tan preciado que dispongo.

Ud. Sr. dice que una empresa rosarina de artículos deportivos vendrá a la ciudad, cuyos titulares ni siquiera conozco, ni he mantenido ningún contacto, y que esta será su competencia comercial y que yo a Ud. Sr. no lo defiendo, entre otras cosas.

Le digo Sr. que siempre voy a defender al trabajador comerciante de mi ciudad. Al que con honestidad haga al progreso, al que no juegue a la usura, al que no explote laboralmente a sus dependientes, al que no evada tributariamente, al que participe en asociaciones civiles sin fines de lucro sin “otros fines”, al que no venda productos “de marca” truchos, al que no le haga firmar pagarés en blanco a sus clientes, al que cumpla con las ordenanzas vigentes, al que no especule con las necesidades y debilidades de la gente.

Ud. Sr. me aconseja que me maneje con “bonhomía y hombría de bien”, le agradezco su consejo, pero creo hacerlo de tal forma desde siempre, aún equivocándome. De mi parte, le pido humildemente que Ud. Sr., de ahora en más, también haga práctica esa recomendación.

Sr., yo le digo a Ud. y a quien quiera oír, que seguiré trabajando por mi Ciudad y mis Vecinos, aún ante la difamación, la injuria o la calumnia.

Y finalmente, para terminar, me quedo con una frase del compositor y poeta andaluz Joaquín Sabina, cuando dice: “era tan pobre que no tenía más que dinero”.

Saludo a Ud. Sr., muy atte.

Lic. Roberto Meli
DNI 21416217

Se desconoce cómo comenzó este duelo, y también se desconoce cómo finalizará. Pero promete que no terminará en estas dos publicaciones.

Te puede interesar