Blaser, Jefe de la URIV: “Fui absuelto de culpa y cargo por unanimidad.”

Policiales 24 de octubre de 2017 Por
Sorpresivamente, este viernes se produjo el cambio de la cúpula de la policía del departamento Caseros. Claudio Blaser es el nuevo jefe y habló con Casilda Ya sobre su traslado y sobre el caso de homicidio del cual fue absuelto en el año 2009.
Jefe_Policia

Una nueva autoridad asumió este viernes en la Unidad Regional IV del departamento Caseros, se trata de Claudio Blaser. Con anterioridad se desempeñó en la localidad de Las Rosas y la sorpresa de la noticia ocasionó rumores entre los vecinos de Casilda. Al respecto el nuevo Jefe de la URIV explicó “Con el intendente de Las Rosas teníamos diferencias que arrancaron con un paro municipal en el cual él pretendía medidas arbitrarias que yo no accedí. La relación no era buena y él quería mi traslado y yo decidí lo mismo para beneficiar a la localidad.”

Pero esto no fue lo único que alarmó a los casildenses sino que a pocas horas de asumir salió a la luz su pasado, el cual lo relaciona con una muerte. El hecho ocurrió el 31 de mayo de 2007 cuando el oficial Blaser, con el apoyo de agentes cordobeses, se presentó en el domicilio de la madre de un “delincuente probado por la justicia.” Según quedó acreditado en la causa judicial, los policías intentaron ingresar a la vivienda suponiendo que el hombre se encontraba allí, pero el mismo  llegó a los pocos minutos en su automóvil Fiat Duna y falleció producto de un disparo. “El delincuente me atropelló con su auto y luego me apuntó con su arma, me defendí, di una respuesta instintiva y lamentablemente este joven falleció en el acto.” Explicó el Jefe de la URIV. Por esta razón fue imputado por homicidio calificado agravado y estuvo dos años y dos meses en prisión.

“Se me acusaba del delito más grave que tiene el código penal, y por eso fui a un juicio con dos alternativas, salir en libertad o que me dieran perpetua. Finalmente después de veinte audiencias los jueces técnicos y populares determinaron por unanimidad y a pedido de la misma Fiscalía que se me absuelva de los cargos por legítima defensa.” “Luego de eso, estuve en mi casa atendiendo cuestiones psicológicas y de enfermedad que todo esto trajo a mi esposa, a mi madre y a mi persona. Al tiempo volví a trabajar.”

“Es algo que intenté dejar atrás, empezar de nuevo y cuando me encontré con esta situación en Casilda fue muy doloroso, no solo para mi sino que para mi familia. Vivimos otra injusticia y mi familia soportando otra vez esta situación, pero siempre salimos adelante juntos y seguiremos igual con lo que se venga.” Comentó Blaser entre lágrimas quien además agregó “fue una etapa muy difícil para nosotros y es algo con lo que voy a vivir el resto de mi vida.”

Para culminar solicitó tranquilidad a los vecinos de Casilda “Fui absuelto de todo, no tengo nada que ocultar y estoy comprometido con la ciudad. Vamos a trabajar, queremos acercar a la policía a los barrios, trabajar en instituciones y de esta forma obtener buenos resultados.”

Te puede interesar