Arriba Argentinos

Futbol 01/09/2013 Por
El Guerrillero no le pudo pedir más al domingo. Se quedó otra vez con el clásico, es el único líder de la Segunda Rueda, complicó a América con la clasificación y se metió en los cuartos de final. Belgrano y 9 de Julio vencieron sin despeinarse a Unión Deportiva y Atlético Sanford y también están entre los ocho mejores del año. Mismo caso para Aprendices y Atlético Pujato, que se midieron con triunfo de la Academia en la Villa.


Una jornada que confirmó varias cosas que estaban en la gatera y aclaró mucho el panorama. Así se graficaría la decimotercera fecha de la Segunda Rueda, antepenúltima de la fase regular. Ya hay cinco equipos que no sólo le pusieron los dos pies firmes e inamovibles al grupo de los ocho, sino que además, aseguraron su clasificación doble y el consiguiente lugar directo en los cuartos de final. Se trata de Argentino, Belgrano, 9 de Julio, Aprendices y Atlético Pujato, que ya han evadido el Repechaje y tendrán dos semanas sin compromisos por el campeonato tras la finalización de la etapa y serán quienes dirimirán el valor agregado de sus objetivos ya plasmados en los dos capítulos finales.

Para el Guerrillero, fue un domingo de sueños. Porque además de la misión cumplida, quedó como único puntero y ni más ni menos que con triunfo en el clásico ante América como visitante. Los de Villa Crespo consiguieron su quinta victoria en ocho ediciones del derby tras su regreso a la Liga en 2010 con gol de Matías Bravi. El Bohemio quedó comprometido para lo que queda, jugándose su continuidad en el certamen a suerte y verdad en sus compromisos restantes.

Los de Pata Bouvier tienen el uno en soledad gracias a la mano tendida por Aprendices, que le ganó por la mínima a Atlético Pujato en la Villa Deportiva con un cabezazo de su capitán, Nicolás Maroni. La Academia, y amén de la derrota, el Pincha, también ya tienen pase asegurado a los cuartos, lo que significará un descanso para los de Fitín Casadei y la dedicación absoluta al Argentino B para el cuadro de Nueva Roma en sus dos primeras presentaciones ante Coronel Aguirre y Unión de Sunchales.

Las otras dos plazas otorgadas en la Segunda Rueda, viradas en lugar entre los ocho mejores del año, ya abrochadas, son patrimonio arequitense. Belgrano y 9 de Julio ganaron sin mayores sobresaltos y ya piensan en algo más grande. El Azul lo hizo por los tantos del Sapo Pajón y el Principito Di Giambatista recibiendo a Unión Deportiva, cuya caída dejó muy complicado su escape al Repechaje. Mientras que el Pulgón goleó al ya eliminado Atlético Sanford, merced de las conversiones de Lalo García, Ramiro Rubortone y el Burrito Ibáñez.

En Zavalla, Alumni sonriendo despertó. El Alazán, que acumulaba seis encuentros sin ganar, logró sacarse la mufa frente a Unidos, que se despedía del Ombú en 2013. Las sendas flores para el elenco de Tito Pradolini fueron señaladas por Matute Schiavoni, que fiel a su costumbre de convertirle al equipo de su pueblo natal, reenganchó a los de Barracas en el lote de los clasificados.

Sportivo Matienzo rescató un punto sobre la hora en Yapeyú, pero si bien fue de manera heroica, su situación es límite. Casilda Club ganaba el match con el doblete del capo cannionere del campeonato, Gerardo Rossi y dominaba con cierta tranquilidad las acciones. Pero el Verde logró equilibrar el tanteador con dopietta de su caudillo Pepe Rubido sobre el mismo epílogo. La igualdad no fue bien recibida, ya que el Globito quedó impedido de respirar un aire más puro en la Zona Campeonato, y los dirigidos por Chiri Colusso jugarán las dos jornadas decisivas en dependencia de un milagro.

La épica también obliga a Unión Casildense, que fue derrotado por Huracán en otro partidazo en Parque Casado. Abel Caturano había abierto la cuenta para el Zapatudo. Pero el Tricolor se recuperó y lo dio vuelta por intermedio de Esteban May y el Tucu Díaz. Otro grito del menor de los Caturano, y la aparición final de Federico Gatti terminaron de delinear un triunfo para los de Leo Fernández, que si bien llega tarde, les ayuda a mejorar en cuanto a imagen y anímos de cara a la fase intermedia. Para los de la confluencia entre Alberdi y San Carlos, velas encendidas y vigilia por obligación imperiosa propia en su último par de compromisos y necesidad de ayudas ajenas para meterse entre los ocho o forzar un desempate.

La fecha libre tuvo en reposo a Atlético Chabás. Tal y como era previsto, el domingo le jugó a medias aguas al León. Porque aunque los cinco de arriba se le escaparon bastante lejos, el elenco que dirige la dupla Damián López – Adrián Rocamora tiene un margen de tres puntos con el noveno lugar que ocupa América, y la consecuente plena dependencia en sí mismo para terminar de darle los trazos a su clasificación.

Te puede interesar